Cómo usar oportunidades en Go High Level

Gestionar de manera eficiente los procesos de ventas y proyectos es esencial para el crecimiento y éxito de cualquier negocio. Una de las herramientas más poderosas para lograrlo es Go High Level, una plataforma integral de marketing y automatización. En este tutorial, nos enfocaremos en cómo utilizar las oportunidades, también conocidas como pipelines, dentro de Go High Level para llevar tu negocio al siguiente nivel.

Imagen de una persona sentada frente a su computador y con un celular donde muestran un calendario

¿Qué son las oportunidades en Go High Level?

Las oportunidades en Go High Level son esencialmente canales programables que permiten a los negocios llevar un control detallado de los pasos que atraviesan los prospectos, proyectos o productos. Estos canales, denominados pipelines, están diseñados para organizar y gestionar cada etapa del proceso de ventas o del ciclo de vida de un proyecto.

¿Para qué se utilizan las oportunidades?

  • Seguir el progreso de los prospectos: Un pipeline ayuda a visualizar en qué etapa del proceso de ventas se encuentra cada prospecto, desde el primer contacto hasta la conversión final en cliente.
  • Gestionar proyectos y productos: No solo son útiles para ventas, sino también para el seguimiento de proyectos y productos, asegurando que cada etapa del proceso de desarrollo o producción se maneje eficientemente.
  • Obtener estadísticas y métricas: Los pipelines permiten recopilar datos valiosos sobre tasas de conversión, eficiencia de procesos y rendimiento de ventas, lo que facilita la toma de decisiones estratégicas basadas en datos reales.

Importancia de los pipelines en la gestión de negocios

  1. Mejora de la eficiencia operativa: Al tener un sistema estructurado y visualmente claro, los equipos pueden trabajar de manera más coordinada y eficiente, evitando pérdidas de información y asegurando que todos los prospectos y proyectos se gestionen adecuadamente.
  2. Transparencia y visibilidad: Los pipelines proporcionan una visión clara del estado actual de cada oportunidad, permitiendo a los gerentes y equipos de ventas identificar rápidamente áreas que necesitan atención y ajustar sus estrategias en consecuencia.
  3. Automatización del seguimiento: Una de las características más poderosas de Go High Level es la capacidad de automatizar el seguimiento y la comunicación con los prospectos. Esto no solo ahorra tiempo, sino que también asegura que ningún prospecto se quede sin la atención adecuada.
  4. Mejora de la toma de decisiones: Al analizar las métricas y estadísticas recopiladas a través de los pipelines, los negocios pueden identificar patrones de comportamiento, entender qué estrategias son más efectivas y tomar decisiones informadas para optimizar sus procesos de ventas y gestión de proyectos.
  5. Flexibilidad y adaptabilidad: Los pipelines en Go High Level son altamente personalizables, lo que permite adaptarlos a las necesidades específicas de cualquier negocio, sin importar el sector o tamaño.

Las oportunidades y pipelines en Go High Level son herramientas esenciales que no solo facilitan la gestión de ventas y proyectos, sino que también potencian la eficiencia operativa, la transparencia, y la capacidad de tomar decisiones estratégicas basadas en datos concretos. En los siguientes puntos de este tutorial, profundizaremos en cómo crear y configurar tus propios pipelines, gestionar los diferentes estados de una oportunidad, y cómo utilizar las automatizaciones para maximizar el rendimiento de tu negocio.

Creación y configuración de un pipeline

Para empezar a crear un pipeline en Go High Level, primero debes acceder a la sección de pipelines dentro de la plataforma. Una vez allí, el primer paso es definir el nombre de tu pipeline. Este nombre debe ser descriptivo y reflejar claramente el propósito del pipeline. Por ejemplo, si tu objetivo es rastrear el progreso de los prospectos en un proceso de ventas, un nombre como “Proceso de Ventas” sería apropiado. Si, en cambio, el pipeline está destinado a gestionar proyectos, un nombre como “Gestión de Proyectos” sería más adecuado.

Captura de pantalla donde se muesta Cómo usar oportunidades en Go High Level

Configurar las etapas del pipeline

Después de nombrar tu pipeline, el siguiente paso es configurar las etapas o estados por los que pasarán tus prospectos, proyectos o productos. Estas etapas representan los diferentes pasos del proceso que estás siguiendo. Para un pipeline de ventas típico, podrías comenzar con un estado inicial llamado “Lead” o “Prospecto”. Este estado inicial representa a todas las personas que han mostrado interés en tus productos o servicios pero que aún no han tomado ninguna acción concreta.

El siguiente estado podría ser “Cita Programada”, que indica que el prospecto ha acordado reunirse contigo o con tu equipo para una demostración o consulta. Posteriormente, podrías tener un estado llamado “Demostración Realizada”, que indica que la presentación o demostración de tu producto o servicio ya ha tenido lugar. A partir de aquí, el proceso puede dividirse en varios resultados posibles, como “Venta Realizada” o “Venta No Realizada”. Adicionalmente, puedes incluir un estado de “Seguimiento” para aquellos prospectos que requieren un contacto adicional antes de tomar una decisión final, y un estado de “Perdido” para aquellos que definitivamente no se convierten en clientes.

Captura de pantalla de configuraciones de las etapas del pipeline en Go high live

Personalización de las etapas

Para configurar estas etapas, Go High Level te permite personalizar cada una de ellas de acuerdo a tus necesidades específicas. Puedes agregar, eliminar o modificar los estados según el flujo de trabajo de tu negocio. Además, es posible establecer condiciones y acciones automáticas que se disparen cuando un prospecto se mueve de un estado a otro, lo que añade un nivel de automatización muy valioso a tu pipeline.

Captura de pantalla de las personalizaciones de las etapas

Definir acciones y criterios

Una vez configuradas las etapas de tu pipeline, es importante definir claramente las acciones y criterios que determinarán cuándo un prospecto o proyecto debe moverse de una etapa a otra. Esto asegura que todos en tu equipo sigan un proceso estandarizado y que no haya confusión sobre el estado actual de cada oportunidad. Por ejemplo, podrías establecer que un prospecto solo se mueva al estado de “Cita Programada” después de que hayan respondido positivamente a una invitación de reunión enviada por correo electrónico.

Captura de pantalla sobre Definir acciones y criterios

Prueba y ajuste del pipeline

Después de configurar las etapas y criterios de tu pipeline, el siguiente paso es probar su funcionamiento para asegurarte de que todo está configurado correctamente. Esto implica agregar algunas oportunidades de prueba y moverlas a través de las diferentes etapas para ver cómo se comporta el pipeline en la práctica. Durante esta fase de prueba, es útil revisar todas las automatizaciones y asegurarte de que se activan en el momento correcto y realizan las acciones esperadas.

Captura de pantalla sobre Prueba y ajuste del pipeline

Uso y optimización continua

Finalmente, una vez que hayas probado y ajustado tu pipeline según sea necesario, puedes empezar a utilizarlo plenamente en tu negocio. A medida que ingresas nuevas oportunidades y las gestionas a través del pipeline, asegúrate de revisar regularmente las estadísticas y métricas que Go High Level proporciona. Estas métricas te ayudarán a identificar áreas de mejora y a tomar decisiones informadas para optimizar continuamente tu proceso de ventas o gestión de proyectos.

Crear y configurar un pipeline en Go High Level es un paso fundamental para cualquier negocio que busque gestionar sus oportunidades de manera efectiva. Con un pipeline bien estructurado, no solo podrás seguir el progreso de tus prospectos o proyectos con mayor claridad, sino que también mejorarás la eficiencia operativa y tomarás decisiones más informadas basadas en datos precisos. Este proceso, cuando se realiza correctamente, puede transformar significativamente la forma en que gestionas tu negocio y contribuir al crecimiento y éxito a largo plazo.

Gestión de estados en un pipeline

Una vez que has creado y configurado tu pipeline en Go High Level, el siguiente paso crucial es gestionar los diferentes estados dentro del pipeline. La gestión efectiva de estos estados es esencial para mantener un flujo de trabajo organizado y asegurarte de que cada prospecto o proyecto recibe la atención adecuada en cada etapa del proceso. A continuación, exploraremos cómo gestionar estos estados de manera eficiente y maximizar el potencial de tu pipeline.

Captura de pantalla de Gestión de estados en un pipeline

Descripción de los estados comunes

En un pipeline típico, especialmente en un contexto de ventas, hay varios estados comunes por los que un prospecto puede pasar. Estos estados ayudan a clasificar y organizar a los prospectos según su posición en el proceso de ventas. Algunos de los estados más comunes incluyen:

  • Lead o prospecto inicial: Este es el estado inicial donde se encuentran todas las personas que han mostrado interés en tus productos o servicios. Aquí, los prospectos aún no han tomado ninguna acción concreta, pero han demostrado un interés inicial.
  • Cita programada: Una vez que un prospecto ha aceptado reunirse contigo o con tu equipo, se mueve a este estado. Programar una cita es un paso crucial para avanzar en el proceso de ventas, ya que permite una interacción más personalizada y detallada.
  • Demostración realizada: Este estado indica que el prospecto ha asistido a una demostración de tu producto o servicio. La demostración es una oportunidad clave para mostrar el valor y las ventajas de lo que ofreces.
  • Venta realizada: Cuando un prospecto decide comprar tu producto o servicio, se mueve a este estado. Es el objetivo final de cualquier pipeline de ventas y marca la conversión exitosa de un lead en cliente.
  • Venta no realizada: No todos los prospectos decidirán comprar. Este estado se utiliza para aquellos que, después de pasar por el proceso, deciden no realizar la compra.
  • Seguimiento: Algunos prospectos pueden necesitar más tiempo o información antes de tomar una decisión final. Este estado se utiliza para aquellos que requieren un seguimiento adicional para mantener el interés y eventualmente convertirlos en clientes.
  • Perdido: Este estado se utiliza para prospectos que definitivamente no se convertirán en clientes. Es importante clasificar estos prospectos adecuadamente para evitar gastar recursos en oportunidades que no avanzarán.

Cómo asignar y cambiar estados

Asignar y cambiar estados dentro de tu pipeline en Go High Level es un proceso sencillo pero crucial para mantener el flujo de trabajo organizado. Aquí hay algunos pasos clave para gestionar los estados de manera efectiva:

  1. Identificación del estado actual: Determina en qué estado se encuentra actualmente cada prospecto. Esto puede basarse en acciones que han tomado, como responder a un correo electrónico, programar una cita o asistir a una demostración.
  2. Asignación de estados: Usa la interfaz de Go High Level para asignar el estado correspondiente a cada prospecto. Esto se puede hacer manualmente o mediante automatizaciones que cambian el estado automáticamente basado en ciertos desencadenantes.
  3. Actualización regular: Es importante actualizar regularmente los estados de los prospectos a medida que avanzan en el pipeline. Esto asegura que siempre tengas una visión precisa y actualizada del estado de cada oportunidad.
Captura de pantalla de Cómo asignar y cambiar estados

Automatización del cambio de estados

Una de las ventajas más poderosas de usar Go High Level es la capacidad de automatizar el cambio de estados dentro del pipeline. Esto no solo ahorra tiempo, sino que también asegura que ninguna oportunidad se pase por alto. Aquí hay algunas formas en que puedes utilizar la automatización para gestionar los estados:

  • Desencadenantes basados en acciones: Configura automatizaciones que cambien el estado de un prospecto basado en acciones específicas, como programar una cita o asistir a una demostración.
  • Recordatorios y seguimientos: Usa automatizaciones para enviar recordatorios y seguimientos automáticamente cuando un prospecto está en el estado de “Seguimiento”. Esto mantiene el interés del prospecto y aumenta las posibilidades de conversión.
  • Notificaciones internas: Configura notificaciones para tu equipo cuando un prospecto cambie de estado. Esto asegura que todos estén al tanto de las oportunidades y puedan tomar las acciones necesarias de inmediato.
Captura de pantalla de Automatización del cambio de estados

Importancia de la gestión de estados

Gestionar adecuadamente los estados dentro de tu pipeline es crucial por varias razones:

  • Eficiencia operativa: Mantener un pipeline organizado ayuda a tu equipo a trabajar de manera más eficiente, ya que siempre saben en qué estado se encuentra cada prospecto y qué acciones deben tomar a continuación.
  • Mejora de las conversiones: Al gestionar los estados de manera efectiva, puedes identificar rápidamente los cuellos de botella en tu proceso de ventas y tomar medidas para mejorar las conversiones.
  • Análisis y reportes: Un pipeline bien gestionado proporciona datos precisos que puedes usar para analizar el rendimiento de tu proceso de ventas. Esto te permite tomar decisiones informadas y estratégicas para mejorar tu negocio.

La gestión de estados en un pipeline de Go High Level es una parte esencial del proceso de ventas y gestión de proyectos. Al asignar, actualizar y automatizar los estados de manera efectiva, puedes asegurar un flujo de trabajo organizado, mejorar la eficiencia operativa y maximizar las conversiones. Con un enfoque estratégico en la gestión de estados, tu negocio estará mejor preparado para crecer y prosperar.

Automatización y seguimiento en pipelines

La automatización y el seguimiento son componentes fundamentales para maximizar la eficiencia y efectividad de tu pipeline en Go High Level. Estas herramientas no solo ahorran tiempo y recursos, sino que también aseguran que cada prospecto reciba la atención adecuada en el momento correcto. Implementar la automatización en tu pipeline te permite configurar una serie de acciones que se ejecutan automáticamente cuando se cumplen ciertos criterios. Por ejemplo, cuando un prospecto se mueve de un estado a otro, puedes configurar el sistema para enviar un correo electrónico automático, programar una tarea de seguimiento o actualizar la información del prospecto en tu base de datos. Esto no solo reduce la carga de trabajo manual, sino que también garantiza que ningún prospecto se pase por alto.

Seguimiento automatizado de prospectos

El seguimiento es otro aspecto crucial que se beneficia enormemente de la automatización. Con Go High Level, puedes establecer campañas de seguimiento automatizado que envían recordatorios y mensajes personalizados a los prospectos en diferentes etapas del pipeline. Por ejemplo, si un prospecto ha asistido a una demostración pero no ha realizado la compra, puedes configurar una serie de correos electrónicos de seguimiento que se envían a intervalos específicos para mantener el interés del prospecto y fomentar la conversión. Además, puedes utilizar automatizaciones para activar campañas de reactivación para aquellos prospectos que no han interactuado con tu negocio durante un período prolongado. Esto ayuda a mantener tu base de datos activa y a maximizar las oportunidades de conversión.

Mejora de la comunicación interna

Las automatizaciones no solo son útiles para el seguimiento de prospectos, sino que también pueden mejorar la comunicación interna dentro de tu equipo. Puedes configurar notificaciones automáticas que informen a los miembros del equipo sobre cambios importantes en el estado de un prospecto o proyecto. Esto asegura que todos estén al tanto de las oportunidades y puedan tomar las acciones necesarias de inmediato.

Generación de informes y análisis

Otro aspecto crucial de la automatización es la capacidad de generar informes y análisis detallados sobre el rendimiento de tu pipeline. Go High Level te permite recopilar datos sobre tasas de conversión, tiempo promedio en cada estado y otras métricas clave. Estos informes te proporcionan una visión clara de qué estrategias están funcionando y dónde necesitas hacer ajustes para mejorar los resultados.

Mejora de la experiencia del cliente

Implementar la automatización en tu pipeline también puede mejorar la experiencia del cliente. Al enviar comunicaciones oportunas y relevantes de manera automática, puedes mantener a los prospectos informados y comprometidos durante todo el proceso de ventas. Esto no solo aumenta la probabilidad de conversión, sino que también mejora la satisfacción del cliente al proporcionar un servicio más personalizado y eficiente.

La automatización y el seguimiento en pipelines son herramientas poderosas que pueden transformar la manera en que gestionas tus prospectos y proyectos. Al liberar a tu equipo de tareas repetitivas y garantizar una comunicación oportuna y efectiva, puedes aumentar significativamente la eficiencia operativa y maximizar las conversiones. Go High Level proporciona todas las herramientas necesarias para implementar estas estrategias de manera efectiva, permitiéndote enfocar tus recursos en lo que realmente importa: hacer crecer tu negocio.

Aplicaciones prácticas y casos de uso

Las aplicaciones prácticas y casos de uso de los pipelines en Go High Level son vastas y variadas, permitiendo a los negocios adaptar esta herramienta a sus necesidades específicas. A continuación, exploraremos algunas aplicaciones prácticas en diferentes contextos empresariales y cómo los pipelines pueden optimizar diversos procesos.

Ejemplo de pipeline en una imprenta

Imaginemos una imprenta que maneja múltiples pedidos de clientes diariamente. Un pipeline bien estructurado puede transformar la gestión de estos pedidos, asegurando que cada paso del proceso se complete de manera eficiente y que los clientes reciban sus productos a tiempo.

El pipeline en una imprenta podría comenzar con el estado de «Pedido Recibido», donde se registran todos los nuevos pedidos. Una vez que un pedido ha sido registrado, se movería al estado de «Diseño en Progreso», donde el equipo de diseño comienza a trabajar en los requisitos específicos del cliente. Después de finalizar el diseño, el pedido pasaría al estado de «Revisión de Calidad», donde se aseguran de que el diseño cumpla con los estándares requeridos.

Posteriormente, el pedido se movería al estado de «Impresión en Progreso». Una vez impreso, el pedido pasaría por un último estado de «Empaque y Envío», donde se prepara para ser enviado al cliente. Finalmente, el pedido se marca como «Completado» una vez que ha sido entregado. Este pipeline no solo organiza el flujo de trabajo interno, sino que también puede integrar automatizaciones para mantener informado al cliente en cada etapa del proceso, mejorando la satisfacción del cliente y reduciendo la carga administrativa.

Adaptación de pipelines a diferentes tipos de negocios

Los pipelines en Go High Level no están limitados a un solo tipo de negocio o industria. Pueden adaptarse a una amplia variedad de contextos, desde la gestión de ventas hasta el seguimiento de proyectos complejos. Por ejemplo, una agencia de marketing digital podría utilizar un pipeline para gestionar las campañas de sus clientes. El pipeline podría comenzar con el estado de «Brief Recibido», seguido por «Estrategia en Desarrollo», «Estrategia Aprobada», «Ejecución de Campaña», y finalmente «Análisis y Reporte».

Cada estado del pipeline puede tener automatizaciones que aseguren que los plazos se cumplan y que los clientes reciban actualizaciones regulares sobre el progreso de sus campañas. Esto no solo mejora la eficiencia operativa de la agencia, sino que también proporciona a los clientes una experiencia más transparente y confiable.

Beneficios de monitorear estadísticas y conversiones

Una de las mayores ventajas de utilizar pipelines en Go High Level es la capacidad de monitorear estadísticas y conversiones de manera precisa. Al tener un pipeline bien estructurado, puedes recopilar datos valiosos sobre cada etapa del proceso y analizar qué tan efectivo es tu flujo de trabajo. Por ejemplo, puedes identificar cuántos prospectos avanzan de un estado a otro, cuánto tiempo permanecen en cada etapa, y cuál es la tasa de conversión final.

Estos datos te permiten identificar áreas de mejora y tomar decisiones informadas para optimizar tus procesos. Si notas que muchos prospectos se quedan atascados en una etapa particular, puedes investigar y abordar las posibles causas, ya sea mejorando la capacitación de tu equipo, ajustando tu estrategia de comunicación, o implementando nuevas herramientas que faciliten el avance de los prospectos.

Integración de pipelines con otros sistemas

Los pipelines en Go High Level pueden integrarse fácilmente con otros sistemas y herramientas que utilizas en tu negocio. Por ejemplo, puedes sincronizar tu pipeline con tu sistema de gestión de relaciones con clientes (CRM) para tener una visión completa de cada prospecto y cliente en un solo lugar. También puedes integrar tu pipeline con herramientas de automatización de marketing para crear campañas personalizadas basadas en el estado de cada prospecto en el pipeline.

Esta integración no solo simplifica la gestión de tus procesos, sino que también mejora la eficiencia y efectividad de tus esfuerzos de marketing y ventas. Al tener todos tus sistemas trabajando juntos de manera armoniosa, puedes asegurar que cada prospecto reciba el mensaje correcto en el momento adecuado, aumentando las posibilidades de conversión y mejorando la experiencia del cliente.

Las aplicaciones prácticas y casos de uso de los pipelines en Go High Level son diversas y pueden adaptarse a casi cualquier tipo de negocio. Desde la gestión de pedidos en una imprenta hasta la ejecución de campañas en una agencia de marketing, los pipelines ofrecen una manera estructurada y eficiente de gestionar procesos complejos. Al monitorear estadísticas y conversiones, integrar con otros sistemas y personalizar las etapas del pipeline, los negocios pueden optimizar sus operaciones, mejorar la satisfacción del cliente y tomar decisiones informadas que impulsen el crecimiento y éxito a largo plazo.

Imagen de una persona revisando datos en su computadora

Preguntas frecuentes sobre el uso de Pipelines en Go High Level

¿Qué es un pipeline en Go High Level y por qué es importante para mi negocio?

Un pipeline en Go High Level es una herramienta que permite gestionar y visualizar las etapas por las que pasan los prospectos, proyectos o productos en tu negocio. Es esencial para organizar y controlar el flujo de trabajo, ya que te proporciona una visión clara de dónde se encuentra cada oportunidad y qué acciones deben tomarse a continuación. Los pipelines ayudan a mejorar la eficiencia operativa, reducir errores y tomar decisiones basadas en datos precisos.

¿Cómo puedo crear un pipeline en Go High Level?

Para crear un pipeline en Go High Level, primero accede a la sección de pipelines dentro de la plataforma. Luego, define un nombre descriptivo para tu pipeline que refleje su propósito. A continuación, configura las etapas o estados que representen los diferentes pasos del proceso que estás siguiendo. Una vez configuradas las etapas, puedes personalizar las automatizaciones y acciones que se activan en cada transición de estado. Finalmente, prueba tu pipeline con algunas oportunidades de prueba para asegurarte de que funciona correctamente antes de usarlo plenamente en tu negocio.

¿Cuáles son los estados más comunes en un pipeline de ventas?

En un pipeline de ventas típico, los estados más comunes incluyen «Lead» o «Prospecto Inicial», «Cita Programada», «Demostración Realizada», «Venta Realizada», «Venta No Realizada», «Seguimiento» y «Perdido». Estos estados ayudan a clasificar y organizar a los prospectos según su posición en el proceso de ventas, permitiendo un seguimiento más efectivo y la toma de acciones adecuadas en cada etapa.

¿Cómo puedo automatizar el seguimiento de prospectos en Go High Level?

Para automatizar el seguimiento de prospectos en Go High Level, puedes configurar campañas de seguimiento automatizado que envían recordatorios y mensajes personalizados a los prospectos en diferentes etapas del pipeline. Por ejemplo, puedes establecer automatizaciones que envíen correos electrónicos o mensajes de texto cuando un prospecto se mueve de un estado a otro, manteniéndolos informados y comprometidos. Además, puedes crear campañas de reactivación para prospectos inactivos, asegurando que tu base de datos se mantenga activa y maximizando las oportunidades de conversión.

¿Cómo puedo integrar mi pipeline con otros sistemas que uso en mi negocio?

Go High Level permite integrar tus pipelines con otros sistemas y herramientas que utilizas en tu negocio. Por ejemplo, puedes sincronizar tu pipeline con tu sistema de gestión de relaciones con clientes (CRM) para tener una visión completa de cada prospecto y cliente en un solo lugar. También puedes integrar tu pipeline con herramientas de automatización de marketing para crear campañas personalizadas basadas en el estado de cada prospecto en el pipeline. Estas integraciones simplifican la gestión de tus procesos y mejoran la eficiencia y efectividad de tus esfuerzos de marketing y ventas.

¿Qué métricas y estadísticas debo monitorear en mi pipeline?

Es crucial monitorear varias métricas y estadísticas para evaluar el rendimiento de tu pipeline. Algunas de las métricas más importantes incluyen la tasa de conversión, el tiempo promedio que un prospecto pasa en cada estado, el número de oportunidades en cada etapa y el valor de las oportunidades cerradas. Estos datos te proporcionan una visión clara de qué tan efectivo es tu flujo de trabajo y te ayudan a identificar áreas de mejora, permitiéndote tomar decisiones informadas para optimizar tus procesos.

¿Cómo puede un pipeline mejorar la experiencia del cliente?

Un pipeline bien gestionado y automatizado puede mejorar significativamente la experiencia del cliente. Al enviar comunicaciones oportunas y relevantes de manera automática, mantienes a los prospectos informados y comprometidos durante todo el proceso de ventas. Esto no solo aumenta la probabilidad de conversión, sino que también mejora la satisfacción del cliente al proporcionar un servicio más personalizado y eficiente. Además, un pipeline organizado permite responder más rápidamente a las necesidades y consultas de los clientes, creando una experiencia más fluida y agradable.

También te puede interesar leer sobre:

Facebook
Pinterest
Twitter
LinkedIn

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *